miércoles, 17 de marzo de 2010

NOS PENSABAMOS QUE, EN EL MUNDO DE LAS CAFETERAS, ESTA TODO HECHO.

Para que funcione solo se debe de verter el agua caliente sobre el café molido y pulsar el mango.
Bueno pues aquí tenemos de nuevo la creatividad al poder.
Lo interesante para nosotros es que se ha buscado un material como el aluminio reciclado y se a optimizado el proceso de fabricación.
Nos parece atractivo y vemos una analogía hacia los sacacorchos de vino, en nuestra opinión. Este aspecto puede resultar interesante ya que el echo de descorchar una botella de vino es algo más que abrir una botella, es para muchas personas un ritual.
Diseño .- Patrick Hunt

No hay comentarios:

Publicar un comentario